Mitsubishi Electric ha combinado sus tecnologías táctiles y de reconocimiento de voz con el objetivo de desarrollar una aplicación que ayude a “superar las discapacidades auditivas y las barreras lingüísticas”.

Para usar esta tecnología, compatible con el sistema operativo Android, basta con presionar la pantalla del dispositivo y desplazar el dedo por la misma mientras se habla; las palabras y frases recitadas se muestran en el recorrido trazado por el dedo, ya sea una línea recta, una curva o una figura.

Cuando la pantalla se pulsa dos veces, el sistema analiza el texto escrito, puede leerlo en voz alta o traducirlo en 10 idiomas (japonés, inglés, español, chino, coreano, alemán, sueco, francés, italiano y polaco), “ampliables con una actualización”, según explicó Mitsubishi Electric.

La pantalla puede además dividirse en dos sectores de tal forma que los interlocutores, aunque estén conversando cara a cara, no tienen por qué girar el dispositivo para leer los textos mientras interactúan.